Queridos papás y mamás

A continuación os mandamos la programación que nosotros utilizamos cuando al finalizar el curso nos vamos de vacaciones. Es verdad que esto no son unas vacaciones ya que nosotros ni hemos elegido el momento ni el lugar. Pero la realidad de todos los días se acabara imponiendo y todos necesitaremos una serie de rutinas que nos hagan pasar más amablemente el tiempo. Todo este tiempo se nos puede complicar en la medida que lo hemos de compartir y convivir con nuestra pareja, nuestros niños y todo de la forma más armónica posible y en un espacio limitado, nuestra casa.

Todo se va a poner a prueba y los niños de una forma u otra nos van a poner a prueba. A ver qué arte tenemos para conseguir lo mismo que antes, es decir, que sea capaz de dormir doce horas de sueño nocturno, y hora y media de siesta. Que se lo coma todo y, además, aprovechar este tiempo para ayudarle a seguir creciendo.

En la base de toda esta estructura de pautas que vamos a montar se encuentra el ritmo. Entre nosotros el ritmo seria la capacidad de frenado (de control) que tengo sobre las acciones que hago. Ahora bien, ¿cuáles son las cualidades del ritmo? Por una parte, aprovechar al máximo la energía del niño sin malgastarla. Tened en cuenta que si le doy los estímulos de forma ordenada y acorde al cerebro del niño que tenemos delante, su respuesta también será ordenada. Y por otra, debemos saber que el ritmo facilita y favorece la comunicación con los demás. Es decir, entender lo que le pasa al niño.

Todo esto está conectado directamente con:

  • La distribución de los horarios de descanso (sueño nocturno y siesta). Esto es muy importante ya que si no tenemos en cuenta sus momentos de descanso y de recargar las pilas, nos va a ser muy difícil montar todo lo demás.
  • Recursos para que se desarrolle correctamente la capacidad de control e inhibición. Estos recursos o herramientas que tenemos a mano los educadores son:
    • DÍA – Para poder disfrutar con el niño/a y consumir la energía mediante una actividad organizada
    • NOCHE – Para reponer y recargar las baterías al dormir el tiempo necesario.
    • 5 COMIDAS – Desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena. A la misma hora, y superando la dificultad o rechazo a nuevos alimentos y/o guisos.
    • RECURSOS DE COMUNICACIÓN
      • A través del tacto, desde la caricia cariñosa, el masaje relajante, cosquillas juguetonas, a la contención firme y segura de su cuerpo flexionado.
      • A través de la vista, valiéndose del gesto
        • Sonrisa amplia = alegría, aprobación, aplauso, reconocimiento, admiración
        • Gesto serio, firme = disgusto, corrección, «así no se debe hacer»
      • A través del oído, valiéndose de la voz
        • Volumen bajito (susurro a la oreja) = dominio, facilita la obediencia
        • Volumen alto (grito) = produce irritabilidad, distorsiona, impide la obediencia

El saber modificar, la voz modularla con todas sus características y propiedades en sus cualidades de tono-volumen y velocidad será algo básico a dominar por parte del educador en estos días. Utilizar distintos tonos según el momento: ¿QUÉ ME INTERESA?… FASCINAR… ACTIVAR…. DESACTIVAR… DESPERTAR EL INTERÉS O ATENCIÓN… TRANQUILIZARLO, DORMIRLO…

Si os dais cuenta, cada una de estas intenciones que el educador quiere activar en el cerebro del niño, irán acompañadas de un gesto (que junto con el tacto o la mirada) reforzaran aquello que se quiere transmitir. Y todos estos recursos, irán creando la base de los circuitos neuronales que, de una forma paulatina y de acuerdo con cada niño/a, potenciarán su capacidad de freno o control.

Tened en cuenta que una programación del tiempo de un día cualquiera debería tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • Pautas de conducta o rítmicas.
  • Actividades a desarrollar.
  • Tiempo de entrenamiento
  • Tiempo de juego libre.
  • Tiempo de ver la tele

 

El educador debe dominar la virtud de la oportunidad y de la medida, porque la armonía está en ese lugar del difícil equilibrio entre el estímulo y la excitación, la simple seducción y el chantaje, entre la exigencia conductista despersonalizada y la insinuación vivencial que determina un comportamiento.»

Dr. Moyá

Os dejamos además un vídeo muy interesante de David Bueno, hablando sobre la neuroeducación:

Os dejamos AQUI el enlace (https://www.youtube.com/watch?v=nXQe7I5WBXs) por si hay problemas para visualizarlo

Cualquier duda o consulta, estamos en contacto.

 

Programaciones por aulas para los meses de Marzo y Abril